La  rótula o patela es el hueso ubicado en la parte frontal de la rodilla, cuando se flexiona  o extiende la rodilla la parte inferior de
la rótula se desplaza a lo largo del surco que deja el extremo distal del fémur denominado surco intercondileo.

Cuando la rótula sale del espacio intercondileo se denomina luxación. Estas luxaciones son generalmente producto de un impacto o un movimiento de giro  de la rodilla , aunque en algunos casos donde existen factores predisponentes a la lesión, no se necesita de un traumatismo demasiado grande para provocar la luxación.

 

Dentro de éstos factores de riesgo que pueden favorecer la luxación de la rótula se encuentran:

  1. Pie plano o pronado ( pie que carga el borde interno) esto provoca desalineamientos en la rodilla.
  2. Déficit del VMO ( Vasto Medial Oblicuo), que es una músculo, parte del cuadriceps que tiene como función centrar la rótula en el movimiento de extensión.
  3. Genu-valgo ( rodillas juntas), cuya condición de desalineamiento puede facilitar la luxación de la rótula.

SÍNTOMAS

Cuando se produce la lesión la persona siente un fuerte dolor ,se percibe la rótula fuera de su lugar, generalmente la lesión conlleva al daño de los ligamentos mediales que sostiene  la rótula en su lugar; se producirá un aumento en el volumen de la rodilla.

EXÁMENES

Hay que diferenciar cuando se produce por primera vez de aquellos pacientes que presentan subluxaciones o luxaciones frecuentes.

En general es necesario toma radiografias o una resonancia nuclear magnética para descartar otras lesiones asociadas como fracturas en la rótula o lesiones en los cartilagos.

TRATAMIENTO INMEDIATO

Una vez confirmado el diagnóstico y descartado lesiones asociadas, el tratamienbto estará destinado a  controlar las señales inflamatorias y el dolor lo que se hará a través de:

  1. Reposo: se le indicará el uso de una férula que le mantendrá la rodilla extendida junto al uso de dos bastones , estos dispositivos no deberian usarse por más de dos semanas.
  2. Hielo: aplicar hielo cada 3 a 4 horas por 10 a 15 minutos cada vez.
  3. Importante: El uso de analgésicos o antinflamotorios será de exclusiva indicación médica.

TRATAMIENTO KINESICO

En general podemos decir que el paciente deberá estar entre 3 a 6 meses fuera del deporte; y esta variación está dada por el tamaño de las lesiones asociadas, por la edad del paciente y por la actividad deportiva que practique ya que no es lo mismo practicar trote habitual a deportes de contacto más agresivos como el rugby.

Los objetivos de nuestro tratamiento irán variando de acuerdo a la fase en la que se encuentra el paciente. En una primera etapa, nuestro objetivo será disminuir el dolor y la inflamación junto con la activación del cuadriceps. En etapas más avanzadas se debe recuperar la movilidad de la rodilla y el fortalecimiento de todos los músculos de la extremidad afectada así como la contralateral.

En una etrapa más avanzada se agregarán ejercicios de equilibrio, flexibilización, balance y trabajo cardiovascular así como también ejercicios específicos de acuerdo a la actividad que practique el paciente.